Novedades
17
May

¿Es igual la presión arterial en la mujer que en el hombre?

La presión arterial es más baja en la mujer que en el hombre hasta que llega la menopausia; a partir de allí las cifras de presión arterial tienden a subir y supera a las del hombre de la misma edad.

Esto puede deberse a varias razones entre ellas el envejecimiento que se acompaña de un aumento de la presión arterial, la disminución de las hormonas femeninas, la presencia de otros factores de riesgo cardiovascular como obesidad, colesterol o triglicéridos elevados que participan en este fenómeno.

Aunque a la fecha no está dicha la última palabra sobre el origen de la HTA en la mujer y existen mecanismos fisiológicos diferentes en ambos sexos que están en continuo estudio.

 

¿Hay vinculación entre presión y hormonas? ¿Hay cambios con la edad?

Se sabe que la expectativa de vida de la mujer se ha prolongado, y si admitimos que la edad promedio de la aparición de la menopausia se ubica entre los 48 y 52 años, la mujer vivirá gran parte de su vida después de experimentar la misma.

Con lo cual el riesgo de enfermedad cardiovascular e hipertensión arterial es mayor, la disminución de las hormonas femeninas, los estrógenos, no es la única causa del aumento de las cifras de presión arterial u otros factores de riesgo como la obesidad o la diabetes.

La hipertensión durante el embarazo debe ser controlada desde el inicio ya que alrededor de 1 de cada 10 mujeres presenta HTA durante este periodo y en la mayoría de los casos es banal. Pero en un 10% la HTA puede evolucionar a cuadros más graves como la pre eclampsia.

 

¿Cómo pueden las mujeres prevenir o controlar la hipertensión arterial?

  • Medir la presión arterial periódicamente, especialmente después de los 45 años.
  • Reducir el consumo de sal. Evitar el consumo de fiambres, embutidos y preparados que contengan alta concentración de sal.
  • Evitar el sobrepeso.
  • Realizar actividad física de manera regular.
  • Consumir una dieta variada, rica en frutas, verduras y fibras. Reducir la ingesta de grasas y no abusar del alcohol.
  • Dejar de fumar.
  • Controlar periódicamente las cifras de glucemia.
  • Consultar regularmente al médico y seguir sus indicaciones.

Fuente: Sociedad Argentina de Hipertensión Arterial www.saha.org.ar

Скачать шаблон для Joomla 3.4.
Скачать шаблон для Joomla 3.4.